Hugo-Ruíz-GS1-75-de-94-copiaoptimizada.jpg

Hugo Ruiz: La nueva era digital en GS1 México

574

Los asociados de GS1 México suman casi 19 mil organizaciones, de las cuales el mayor número está concentrado en la pequeña y mediana empresa (pymes). Este dato explica las razones del gran éxito que ha tenido uno de los eventos más importantes de GS1: Fábrica de Negocio, cuya asistencia se calcula en más de 3 mil 600 empresarios y más de 4 mil mesas de negocio, en las que fabricantes y compradores tienen la oportunidad de sentarse a negociar.

Otro gran acierto de GS1 México, y que está acorde con la evolución de los negocios en el país, sobre todo del sistema bancario nacional, es la extensión de sus servicios al sector financiero.

La asociación es la única en el país acreditada por el Banco de México para expedir Código LEI (Legal Entity Identifier), el cual ayuda al monitoreo de las transacciones financieras de las compañías. En 2018, había 1 mil 125 empresas con Código LEI, en comparación con las 149 que se registraron en 2017.

De cara al imparable crecimiento del comercio electrónico que experimentan los negocios nacionales, sobre todo los del sector retail, GS1 México continúa evolucionando en una de sus plataformas digitales conocida como Infocode, la cual cuenta con una importante y robusta base de datos de más de 80 mil productos fabricados o comercializados por sus asociados. Este desarrollo tecnológico les permite a las empresas, además de proporcionar información a sus consumidores, posicionar a las marcas en medios digitales.

Uno de los proyectos claves es Order to Cash, iniciativa que representa el esquema ideal para una cadena de suministro confiable, segura y sin errores gracias a estándares GS1, y que básicamente impacta positivamente a la industria del retail.

Hoy, al frente de la presidencia de GS1 México se encuentra Hugo Ruiz, vicepresidente de Logística y Servicio a Clientes de Colgate-Palmolive, con quien Retailers Magazine tuvo la oportunidad de platicar.

“Por la forma de hacer negocios, Ya no puedo pensar la vida sin un código de barras”

Retailers Magazine (RM): ¿Cuáles son los principales cambios que observa en el sector detallista nacional?
Hugo Ruiz (HR): En los últimos años el retail mexicano ha experimentado grandes cambios en su operación y modelo de negocio, siendo el principal el que se refiere a la transformación digital; ésta incluye al comercio electrónico, el cual crece a gran ritmo. En esta materia, Brasil es líder en Latinoamérica, seguido por México. Cabe destacar que nuestro país cada día implementa nueva tecnología para estar a la vanguardia.

Además, tenemos el concepto comercial de omnicanalidad, que sirve cuando uno quiere hacer negocios y ofrecer productos y servicios de forma que los consumidores puedan acceder a ellos a través de cualquier medio, ya sean tiendas físicas, internet o un comercio entre dos de manera directa. Para mí, ese es el principal cambio, y todo lo que está relacionado a esa transformación digital: el uso de la tecnología para optimizar los procesos de negocios y facilitar el comercio entre las partes.

RM: ¿Qué cambios logísticos ve a nivel nacional y regional?
HR: Uno enfocado, primero, a fortalecer los procesos transaccionales para operar la cadena de abasto. Hasta hace diez años todavía los procesos no estaban realmente automatizados desde el punto de vista logístico, requerían de mucho esfuerzo, y en un periodo de quince años las soluciones tecnológicas como el enterprise resource planning, que son sistemas integrados de gestión transaccional de los fabricantes y de los mismos retailers, se han consolidado mucho. Ese es el principal cambio que ha sucedido.

Lo que ahora comienza a evolucionar es la tecnología con soluciones de inteligencia artificial: sistemas, programas, robots, que ahora hacen trabajos que antes realizaban muchas manos y personas.

El sector logístico también está sufriendo una transformación digital y el uso de la tecnología es el principal driver. La inteligencia artificial, los bots, el blockchain, me parecen soluciones geniales que tienen gran potencial.

RM: ¿Cómo se ha adaptado GS1 respecto a los cambios que menciona?
HR: El año pasado concluimos un ejercicio de planeación estratégica que hacemos cada cinco años. El énfasis para este periodo lo pusimos, precisamente, en transformarnos digitalmente para acompañar a nuestros asociados en este cambio.

Todo el mundo habla acerca de la transformación digital, pero no todos la entienden. Ahora, uno de los objetivos y obligación hacia nuestros asociados es convertirnos en expertos y ser el referente para ayudarles y acompañarlos en su camino al cambio.

Seguimos reforzando de forma constante y permanente el hecho de que somos, en México, el facilitador del comercio tradicional y electrónico mediante estándares globales, los cuales permiten la transformación de las compañías en prácticamente cualquier industria.

Es importante enfatizar nuestro rol dentro del mundo de los negocios y que nos vean como esos líderes que los ayudarán a convertir sus transacciones y procesos no estandarizados y complejos hacia desarrollos mucho más estructurados, a través del uso de los modelos globales y estándares que hoy existen.

RM: ¿Qué es el código de barras en la actualidad?
HR: Para mí, es un commodity. Ya no puedo pensar la vida sin un código de barras por la forma de hacer negocios. Es interesante porque, de cinco años para acá, se han creado esfuerzos de implementación de nuevas tecnologías, como el RFID, para tratar de sustituir al código de barras, y no lo han logrado. El QR me parece una tecnología impresionante con un gran potencial, pero que no se ha explotado de la manera adecuada.

Hoy, hay tecnología que es mucho más poderosa que el código de barras, pero la adopción tomará tiempo, es un tema de tiempo. De hecho, si ves algunos productos de alto valor vienen con el código de barras más el QR, que sirve para proporcionar información detallada al consumidor.

RM: ¿Qué opina del plan de infraestructura del actual Gobierno?
HR: Es necesario robustecer el Plan Nacional de Logística, así como incentivar la participación activa de la industria y del retail. Será relevante convocar e involucrar a los expertos en materia de fabricación, infraestructura, logística, transporte y distribución para generar mejores oportunidades de negocio y competitividad con otros mercados.

En este contexto, he tenido la oportunidad de platicar con algunos de los participantes en el desarrollo del Plan de Infraestructura, entre académicos y profesionales con el expertise operativo, los cuales me comparten su visión para mejorar la plataforma logística nacional. Además, será clave el papel del Gobierno para convocar a todos los actores y fomentar la colaboración con la iniciativa privada.

Me preocupa el estancamiento actual, sobre todo porque un plan de logística a nivel nacional tiene que estar soportado por el crecimiento en la infraestructura, y hoy no estamos viendo que los recursos estén enfocados en eso, salvo proyectos como el Tren Maya, que sabemos que no es un plan que va a soportar la infraestructura logística nacional; está más orientado a una cuestión turística más que logística.

RM: ¿Cuál es el plan de trabajo de GS1 México en cuanto al incremento del comercio electrónico?
HR: Para hablar de estrategia tengo que hablar de cuál es la misión que hemos definido para soportarla. GS1 ayuda a implementar los estándares globales para identificar y compartir información de productos y servicios, que realmente atiendan las necesidades de nuestros asociados de manera sencilla, neutral y colaborativa. Somos una asociación que trabaja para los fabricantes y los retailers, además buscamos la colaboración entre ambas partes para generar mejores prácticas y eficientes modelos de negocio.

Como visión, nos gustaría posicionarnos como el punto de encuentro más colaborativo donde las empresas en México encuentren soluciones innovadoras para su desarrollo, resolver sus problemáticas y eficientar sus procesos. Hoy estamos evolucionando para establecernos como los expertos de la industria, no sólo en términos de comercio electrónico, sino también en transformación digital.

Nuestro enfoque, alineado a nuestro plan estratégico 2020-2023, gira en torno a la transformación digital, trabajamos para que esto se vea reflejado de manera clara en cada uno de nuestros procesos internos y en la relación con los asociados, así como en añadir el componente de la tecnología para hacer las transacciones, la administración y la gestión de negocios de la manera más fácil posible.

RM: ¿Qué representa ser presidente de GS1 México?
HR: Es una gran responsabilidad, porque para mí es muy importante que GS1 se convierta y sea reconocido como el líder en términos del comercio electrónico y la transformación digital para sus asociados.

El presidente debe ayudar a todos los asociados y representarlos de la misma forma, independientemente si representa a una compañía fabricante o a una del retail. Para mí es la responsabilidad más grande: ser ese líder que guíe a la asociación hacia el objetivo estratégico definido y que realmente sirva a los asociados y le agregue valor a sus negocios.

Colaboración con cadenas comerciales

Cada año GS1 trabaja con la mayoría de las cadenas comerciales que exhiben productos en todo el país. En 2018 trabajó especialmente con Chedraui, Farmacia San Pablo, La Comer, La Europea, Super Kompras y Woolworth para promover entre sus proveedores el uso correcto del código de barras para la identificación de sus productos.

Para GS1 México es de suma importancia el trabajo colaborativo con cadenas comerciales, esto permite incrementar el uso de los estándares de identificación de productos y de sincronización de su información. El equipo de Cuentas Clave tuvo un acercamiento importante con tiendas y supermercados de gran presencia en el mercado mexicano, cuyos resultados se destacan a continuación.

Fuente: Reporte Anual 2018 de GS1 México.

Iniciativas de GS1 para el retail

Como parte de las iniciativas que se trabajaron en 2018, en conjunto con las cadenas comerciales que actualmente son usuarias de Syncfonía Master Data, se determinó innovar y afinar los proc esos y servicios para garantizar que el mercado cuente con información precisa de más productos comerciales.

En particular, se añadieron las siguientes categorías de productos que ahora se encuentran disponibles en el Catálogo Electrónico Syncfonía:

Fuente: Reporte Anual 2018 de GS1 México.

8 datos del código de barras en México

  1. En 1986, un grupo de 18 empresarios (nueve cadenas y nueve fabricantes), bajo la iniciativa de Henry Davis, entonces director general de Grupo Aurrerá, se reunieron con la finalidad de establecer el código de barras (CB) en México. Es así como nació la Asociación Mexicana del Código de Producto (AMECOP)
  2. El 21 de agosto de 1986 es la fecha oficial de la entrada del código de barras en México
  3. Desde 1986, más de 60,000 empresas mexicanas han implementado su uso
  4. El primer producto mexicano identificado con CB fue el jabón Don Máximo
  5. 98 % de los productos que se comercializan en las tiendas de México cuentan con código de barras
  6. Cada año, 2,000 empresas –en su mayoría pymes– solicitan a GS1 México la asignación de su CB
  7. 750 es el prefijo asignado a nuestro país. Además, identifica a los productos registrados comercialmente en México
  8. A nivel mundial, diariamente se realizan más de 5,000 millones de lecturas de códigos de barras

Fuente: GS1 México, 2020.

 



Darinel Becerra

Director editorial en Retailers Magazine. Apasionado por los retos editoriales. Obsesionado en comunicar de la mejor manera aquello que los equipos editoriales y de diseño producen.


shares