La app que evita tirar la comida

310

Poke Me, The Backyard, Forte, Paraíso Social, Pixza y Sartoria son algunos de los primeros aliados que se sumaron a la plataforma OLIO, aplicación que invita a las personas a compartir comida y que, a nivel mundial, cuenta con más de 1 millón de usuarios que han realizado más de 1.7 millones de intercambios.

Entre los beneficios que conlleva este movimiento está el aprovechamiento del agua que ya se utilizó para producirla, así como el CO2 emitido para su transportación. Además, los comercios aliados reciben informes y métricas del impacto positivo generado por la donación de comida.

“Contar con comercios donadores es muy importante para OLIO. La naturaleza de las empresas alimentarias implica que, sin importar lo cuidadosas que sean, produzcan alimentos excedentes de manera regular. Estas alianzas incentivan a que la comunidad tome conciencia y adopte el hábito de no tirar comida”, explicó Anne Charlotte Mornington, directora de Expansión Internacional y Desarrollo de Negocios de OLIO.

La iniciativa, a unas semanas de su llegada a México, ya tiene más de siete mil usuarios y busca que más personas y empresas eviten el desperdicio de alimentos.

Esta acción no tiene ningún costo para el locatario, ya que cuenta con el apoyo de los Héroes Recolectores de Alimentos (HRA), voluntarios capacitados que recogen la comida en un horario y día acordados con el comercio o restaurante donante de alimentos, llevan la comida a su casa y la suben en la aplicación. Posteriormente, alguien de la comunidad OLIO solicita el alimento en la aplicación, ambas partes acuerdan el lugar y la hora de encuentro, y finalmente entregan los alimentos.

Eduardo Carral, chef y socio del Restaurante The Backyard CDMX, indicó que participar con OLIO, es más que ganar-ganar, “es generar un cambio y una nueva forma de compartir los alimentos que son la base de nuestra cultura mexicana”.

Por su parte, Mornington comentó que OLIO es una manera muy fácil para que la comunidad en México se involucre y ayude a construir la revolución de compartir comida. Agregó que para los aliados empresarios es una oportunidad de solucionar los problemas que ocasiona el tirar alimentos perfectamente comestibles a diario.



Ana Carolina Salas

Lic. En Comunicación, Máster en Periodismo de Agencia, Content Manager y apasionada de la docencia.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares